Eco-Circular.com: Noticias de economía circular

Portal de referencia en economía circular: Empresas, casos de éxito, noticias…

ECONOMÍA CIRCULAR, PROYECTO DE ÉXITO: FLASKA

Hoy en eco-circular hablamos de una botella de vidrio sostenible, que promueve la economía circular. Hablamos de la empresa Flaska y de su botella de vidrio reutilizable, que consigue devolver al agua el movimiento de su entorno natural.

¿Qué diferencia a Flaska de otras botellas?

El vidrio está programado utilizando el procedimiento TPS, que es un método de revitalización del agua para reestructurarla vibracionalmente, con el objetivo de que su movimiento sea más similar al agua de manantial, es decir, al agua en su entorno natural. Flaska es una botella de vidrio reutilizable con una característica especial, ya que que cambia la estructura vibracional del agua que bebes.

En primer lugar, al ser de vidrio, un material sostenible y saludable, no desprende ninguna sustancia nociva al agua y, por tanto, a tu salud. Puedes utilizar el agua del grifo y contribuir a la sostenibilidad del planeta, ya que la estructura vibracional del vidrio de Flaska consigue reestructurar el agua y mejorar su calidad. Se presenta en tres tamaños, 0.3l, 0.5l y 0.75 litros. La pequeña cabe casi en cualquier bolso y es ideal para los más pequeños de la casa y madres y padres,  cansados de llevar tanto peso encima. La mediana y grande están pensadas para aquellos que prefieren tener mayor cantidad de agua siempre a mano.

Debido a todo esto, Flaska te permite poder cuidar de tu salud y del medio ambiente a la vez que disfrutas de agua estructurada en cualquier ocasión.

Flaska es una botella de vidrio reutilizable que cambia la estructura vibracional del agua que bebes, gracias al sistema TPS (Tecnología de programación de sílice). Este es un sistema que pretende devolver al agua el movimiento natural del entorno, que normalment fluye y se filtra por diferentes rocas y capas de suelo. Esta tecnología consigue transmitir al vidrio un programa vibracional que consta de varios tipos de información extraída de la naturaleza gracias a:

  • El vidrio de las botellas Flaska contienen tres símbolos en la superfície: El primero es el  número de lote (por ejemplo, ACK1), que sirve para la gestión, seguimiento y control de calidad. El segundo símbolo es un cosmograma (circular), también llamado mandala, que protege el programa vibracional que lleva el vidrio. El tercero, denominado ORO, dentro de un marco rectangular, contribuye a que la estructuración del agua sea más eficaz.
  • La segunda fase del proceso consiste en eliminar y “limpiar” las vibraciones “antiguas” del vidrio. Al dejar el vidrio “libre” de vibraciones absorbidas en otra vida, mejoramos la eficiencia el programa que se graba en el vidrio.
  • En la tercera fase del proceso es cuando las botellas se programan utilizando los Cañones de Orgon, dispositivos fabricados por la compañía alemana Bioaktiv. El programa vibracional que se imprime en cada botella Flaska está compuesto por diferentes informaciones  vibracionales, que se obtienen de aquellos elementos de la naturaleza que están en armonía con la estructura del agua y que, por tanto, la influencian. Esta fase es la más importante del proceso y también la más larga (90 minutos). Durante este tiempo se imprime el programa vibracional en el dióxido de silicio (SiO2) del vidrio, el cual contiene aproximadamente un 71% de SIO

Es posible elegir entre fundas de distintos materiales con vistosos y atractivos diseños que la convierten en el complemento ideal para cualquier ocasión y te recuerdan que bebas más agua. Además la funda protege la botella frente a golpes y caídas, a la vez que mantiene tu bebida caliente o fría.

Fundas personalizables y tapones sostenibles

Flaska te ofrece fundas personalizables que mantienen la temperatura de la botella y la protegen de posibles golpes. Existe una gran variedad de atractivos diseños y  puedes personalizar la botella Flaska con un diseño elegido por ti, para el logotipo de tu empresa o lo que quieras. Puedes encontrar fundas “neo” de neopreno, para mantener el agua fresquita; “natural” con fundas hechas de materiales naturales y sostenibles, como el algodón oeko-tex® certificado o con tela de corcho hecha a mano, entre muchas otras opciones como por ejemplo la Flaska Jeans.

La botella viene protegida por una funda de neopreno revestida de tela vaquera y se rescata de aquellas que presentan alguna pequeña tara visual. Esto la hace ser más respetuosa y “circular” con el medio ambiente.Este modelo es una de las novedades que  se presentará este fin de semana en BioCultura. Flaska utiliza tapones sostenibles que mantienen una coherencia con la estética de la botella y que permiten evitar posibles derrames del agua.

Consejos y recomendaciones:

  • No laves tu botella Flaska en el lavavajillas ni la dejes en las inmediaciones de aparatos que emitan una fuerte radiación lectromagnética, por ejemplo un microondas en funcionamiento, un teléfono móvil o inalámbrico mientras estás hablando.
  • La estructuración vibracional del agua comienza inmediatamente tras verter el agua en la botella Flaska – espera al menos cinco minutos para asegurar un efecto óptimo.
  • Antes de beber, agita la botella Flaska un par de veces. Al agua le “encanta” el movimiento, y se potenciará el efecto de la estructuración vibracional, ya que los dominios coherentes se ampliarán y consolidarán.
  • No introduzcas tu botella Flaska en el congelador. Cuando el agua se congela, disminuye su densidad y se dilata. Éste es un fenómeno característico solo del agua, que se conoce como la dilatación anómala del agua. Al expandirse, puede llegar a romper la botella.

Descubre todos los secretos de Flaska visitando su página web